Conversación con la Conselleria d’Educació

21/02/2013

El viernes 15 de febrero, recibimos la llamada de D. Ignacio Arrue, Subdirector  General de  Ordenación, para darnos noticias sobre los últimos retoques del decreto por el que se regula la Atención Educativa Inclusiva al Alumnado de Enseñanzas no Universitarias, correspondiente al desarrollo de los artículos 71.2 y 71.3 de la L.O.E.

Ya nos advierten que no se van a incluir todas las  peticiones que AVADIS  les ha estado solicitando desde hace años.

AVADIS envió en su día a D. Ignacio Arrue, la Resolución de la Región de Murcia publicada en la entrada anterior, ya que esta resolución nos parece de lo más innovadora por las adaptaciones metodológicas que en ella se indican, y que van desde la Educación Primaria, E.S.O., Bachillerato y Ciclos Formativos.

Nos indician que esperan no tardar mucho en poder volver a contactar con nosotros para mantener una entrevista y tratar sobre el tema.


Sobre las adaptaciones PAU.

29/10/2012

En nuestra última reunión de trabajo en la Conselleria d’Educació con Antoni Gil Trilles, Coordinador General de las PAU del Sistema Universitari Valencià, hemos tratado de una serie de posibles adaptaciones a las PAU,  adaptaciones que ya se están realizando en otras universidades españolas y de otros países de la Unión Europea.

Algunas de nuestras peticiones ya se contemplan en caso de la existencia de una discapacidad y en casos concretos. Para la dislexia no hay previsto nada, excepto una dotación de tiempo adicional, de un 25%. Estos temas se han sido tratados  en la Subcomissió Acadèmica de les PAU  y en la Comisió Gestora d’Accés i Preinscripció Universitària, pero no ha habido una respuesta positiva a nuestras peticiones.

Nos indica, no obstante,  que el alumnado deberá comunicar  con tiempo suficiente a la universidad donde se deba realizar la PAU,  las adaptaciones que haya tenido durante el bachillerato, con el objeto de proceder a su estudio y posible aplicación.

Hemos insistido en el hecho de  que no pretendemos que se regale nada , simplemente que se adapten las pruebas a las circunstancias que la dislexia nos planta a cada uno de nosotros.  Que no se contabilicen las faltas de ortografía; que se verifique que el alumno ha entendido los enunciados; que se les pueda leer las respuestas realizadas con el objeto de hacer posibles correcciones, etc…



A %d blogueros les gusta esto: